LIBROS

INFECCIÓN GONOCÓCICA COMPLICADA EN EL ADULTO 

Parte 1

 L. Olmos Acebes

   

La infección gonocócica, a través de los siglos, ha recibido cientos de nombres pero los más conocidos son: blenorragia o blenorrea (del griego: moco y erupción), gonococia  o gonorrea (del griego: semilla y verter)

 

CONCEPTO

 

La gonococia es una enfermedad infecto-contagiosa interhumana, producida por el diplococo Neisseria gonorrhoeae (en honor de su descubridor Albert Neisser, 1879) o simplemente gonococo, de transmisión sexual, aunque excepcionalmente puede producirse contaminación indirecta, que no confiere inmunidad.

En general es una infección de la uretra o del cuello uterino, que `puede propagarse a las glándulas y órganos vecinos, por vía ascendente, pero en ocasiones la infección local primitiva es extragenital, produciendo conjuntivitis, oftalmia, faringitis, anorrectitis, etc..

Como cualquier otra infección no siempre es localizada, porque, dependiendo de las condiciones del huésped, puede producirse una septicemia con manifestaciones generales o sistémicas.

 

ETILOGIA

 

En el hombre, debe de obtenerse las secreciones de la uretra, la próstata, el semen y, en algunas ocasiones, del ano y la faringe; en la mujer, de la uretra, el cérvix, el recto y cuando es preciso de la faringe. Mediante una torunda de algodón o el asa de platino se depositan y se extienden, en capa muy fina, sobre un porta-objetos, haciendo un giro de rotación, sin presionar sobre el cristal  y se fijan a la llama para colorearlas, generalmente con el método de Gram, aunque también pueden utilizarse el azul de metileno de Loeffler y el verde de metilo pironina de Pappenheim, si bien para las clamidias  el de Giemsa es el mejor para ver la inclusión citoplásmica completa.

Los gonococos o Neisseria gonorrhoea, causantes de la gonococia o blenorragia, son microorganismos del Género Neisseria, del que hay más de 10 Especies, algunas patógenas, y entre estas, las más importantes para el diagnóstico diferencial, se resumen en el Cuadro I.  

C U A D R O I

Especies de Neisseria patógenas más frecuentes  

ESPECIE LOCALIZACION LOCALIZACION RARA
Neisseria gonorrhoeae: uretra, cervix, recto
orofaringe
sangre, piel, articulaciones
conjuntiva  
Neisseria meningitidis: nasofaringe, sangre
meninges
recto, genitales
conjuntiva
Neisseria pharyngis: nasofaringe recto, genitales
Neisseria catarrhalis:
(Branhamella)
nasofaringe recto, genitales, genitales

Estas cuatro más importantes Especies del Género Neisseria pueden diferenciarse mediante la oxidación de los diferentes azúcares (Cuadro II).

 

  C U A D R O    II

Oxidación de los azúcares para diferenciar las especies de Neisseria
ESPECIE GLUCOSA MALTOSA  LACTOSA SUCROSA
Neisseria gonorrhoeae (+) (-) (-) (-)
Neisseria meningitidis (+) (+) (-) (-)
Neisseria pharyngis (+) (+) (-) (-)
Neisseria catarrhalis:
(Branhamella)
(-) (-) (-) (-)

 

Los gonococos son Gram negativos y por consiguiente aparecen teñidos de rojo, compuestos de dos cocos, no totalmente semiesféricos, sino en forma de granos de café que se miran por la cara cóncava, agrupados, casi siempre, en masas más o menos grandes en el espacio extracelular o en los citoplasmas de los polinucleares el pus. El hallazgo de gonococos extracelulares debe de ser confirmado o por nuevas tomas para verlos intracelulares o por cultivo, lo que da una sensibilidad  del 95% en los hombres y del 50% para las mujeres.

Según el momento evolutivo de la infección, los gonococos pueden presentarse en el  frotis en disposiciones diversas. Poco después del contagio se ven casi exclusivamente células epiteliales y escasos leucocitos, donde pueden verse algunos gonococos. A medida que la infección progresa los leucocitos aumentan en número y por lo tanto los gonococos que fagocitan son más fáciles de ver en la coloración. Cuando los polinucleares son francamente abundantes los displococos pueden verse tanto intra como extracelulares. En la fase de curación o de cronicidad, los leucocitos vuelven a ser escasos y los gonococos son más frecuentes en el espacio extracelular.

 

PATOGENIA

 

El estudio del mecanismo de producción de la infección gonocócica siempre se ha enfrentado a la ausencia de modelo animal, por lo que las hipótesis etiopatogénicas se basan en el mejor conocimiento de los componentes bacterianos y en la investigación de los cultivos celulares o de órganos.

La demostrada patogenicidad de las cepas de gonococo provistas de pili hace que se consideren estas estructuras como fundamentales en la adherencia del germen a la mucosa, al mismo tiempo que cambian la hidrofobicidad de la superficie y por su variabilidad antigénica escapan con cierta facilidad a la vigilancia inmunológica del huésped.

La proteína I  de la membrana externa del gonococo parece estimular la endocitosis de las células epiteliales con las que está en contacto, mientras que la proteína II, al igual que los pili, presenta gran variabilidad antigénica y participa en la adherencia a las células epiteliales.

El lipopolisacárido, presente igualmente en la membrana externa, tiene acción tóxica sobre las células epiteliales de las trompas de Falopio, pero sobre todo confiere resistencia a la acción de las enzimas de los fagolisosomas celulares.

Si a todo ello añadimos que los gonococos elaboran, desde el comienzo de la adherencia a las células, una IgAasa que rompe la molécula de IgA del huesped en dos fragmentos (Fc y Fab), inactivándolos, que las proteínas I  y II están relacionadas con una cierta resistencia de N. gonorrohoeae a la actividad bactericida del suero del enfermo, y que la proteína III parece ser el lugar de los anticuerpos bloqueantes de los bactericidas, se puede imaginar, a grandes rasgos, el mecanismo de adherencia y de penetración del germen en las células de la mucosa, pasando de unas a otras por endo/exocitosis y provocando la llegada de los neutrófilos, es decir la supuración, donde, aunque los microorganismos seran atacados por enzimas lisosómicas, no siempre serán destruidos, dada la acción de los pili sobre las enzimas leucocitarias dependientes del oxigeno y las opsoninas que le protegen del suero.  

 

© dermocosmos 2000-2006